miércoles, febrero 21, 2024

Parque Nacional Volcán Barú. El punto más alto de Panamá

Redacción

Con una extensión de 14,325 hectáreas, el Parque Nacional Volcán Barú se localiza en la Provincia de Chiriquí, al norte del país. El parque es un conjunto escénico de alto valor ecológico y geológico que protege una diversidad biológica con especies únicas en esta área. Nos encontramos con escenarios que van desde paisajes del bosque lluvioso tropical con especies de gran altura hasta productos de la última erupción del Volcán Barú hace millones de años. Esta combinación de bosques y volcán se matiza con las actividades agrícolas propia de las tierras altas con un clima agradable de hasta 140C y comidas típicas para convertirlo en uno de los sitios más visitados en Panamá.

Para visitar el Parque Nacional Volcán Barú desde la Ciudad de Panamá, vía aérea en una hora o por carretera en seis horas hasta la Ciudad de David, desde aquí por carretera hasta el centro poblado de Boquete a 40 kilómetros en 25 minutos.

El Parque (a 3,475 metros sobre el nivel del mar, el punto más alto del país), ofrece múltiples formas de disfrutar de la naturaleza en senderos como La Nevera, El Quetzal (Cerro Punta-Boquete), donde se recorre la exuberancia del bosque húmedo tropical con especies de árboles gigantes. El ascenso al Volcán Barú constituye una oportunidad de convivir en un escenario que evoca los orígenes del Continente Americano, en un trayecto de cuatro horas a pie, o 30 minutos en un auto 4×4 (todo terreno) sobre un camino escabroso. Ya en la cima, en un día claro se puede ver los océanos Atlántico y Pacífico. También puede recorrer los senderos que acceden a los diferentes cráteres del Volcán Barú donde tendrá la oportunidad de observar especies de aves únicas en este lugar. En caudalosos ríos como el Chiriquí Viejo, que atraviesa el paisaje agrícola de Boquete, se practica el rafting o canotaje. Lugares como el Paso del Respingo son perfectos para la observación de aves, especialmente el Quetzal (phraromachrus Mocino) y el Tucán (ramphastos Swainsonii), o para encontrar hermosas orquídeas, helechos y musgos. Después de un día de recorridos y convivencia con la naturaleza puede tomarse un aromático café en Boquete.

Artículos relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

logo-diario-mas-noticias
Recibe las  últimas noticias

Suscríbete a nuestra newsletter semanal