lunes, marzo 4, 2024

Reapertura del Wien Museo: Donde la historia se encuentra con el futuro

Redacción

El Wien Museum en Karlsplatz se reabrió ceremoniosamente el 6 de diciembre de 2023 tras varios años de restauración y ampliación. Este museo del futuro narra la fascinante historia de Viena de una forma completamente nueva, por primera vez en la ciudad con una muestra permanente y gratuita para todo el mundo. Karlsplatz y el vecino Gußhausviertel, con su opulenta arquitectura y oferta gastronómica, también invitan a visitar un barrio vienés que está en pleno auge.

Se trata de la inauguración del museo más importante del año en Viena. El Museo de Viena, completamente rehabilitado y ampliado, vuelve a estar abierto al público desde el 6 de diciembre de 2023. Inaugurado en 1959, el edificio tenía problemas de falta de espacio y se encontraba en un estado deteriorado. A lo largo de cuatro años, el equipo austriaco de arquitectos Certov, Winkler + Ruck ha modernizado el edificio de arriba abajo y ha añadido una espectacular planta superior. Un cubo de hormigón «flota» ahora sobre la construcción original. «Este diseño fue desde el principio mi favorito entre los 274 presentados», afirma el director Matti Bunzl. «Estoy impresionado muy por cómo los arquitectos han conseguido construir un segundo edificio a partir del existente. La idea de un edificio dentro de otro es muy ingeniosa por su sencillez».

Entrada gratuita al Museo de Viena

La inauguración del nuevo Wien Museum también supone toda una novedad, y es que la exposición permanente está abierta a todos de forma gratuita. Se sigue así el modelo británico, ya que en el Reino Unido la entrada a los museos estatales es gratuita desde 2001. El Wien Museum es el primer museo público de Austria que adopta este enfoque. Además, ofrece numerosas actividades gratuitas para alumnos/as, niños/as y familias.

La muestra permanente «Viena. Mi historia» (Wien. Meine Geschichte), distribuida en tres plantas a lo largo de 3.300 metros cuadrados, cuenta la historia de la ciudad desde el Neolítico hasta nuestros días a través de 1.700 piezas. Bunzl: «La exposición permanente narra la historia oficial de la ciudad. Encargarse de un proyecto así es un honor, pero también un reto. La colección del museo es enorme, la historia de la ciudad es rica y compleja, y las historias que quiere contar son diversas».

La planta flotante ofrece mucho espacio para exposiciones especiales para las que los visitantes necesitan una entrada. El museo ha preparado exposiciones de gran calibre para 2024: «Fischer von Erlach. Plan de arquitectura histórica» (Fischer von Erlach. Entwurf einer historischen Architektur) muestra al arquitecto de la época barroca en un contexto contemporáneo (a partir del 1/ 2). «Secesión. Klimt, Stuck, Liebermann» (Secessionen. Klimt, Stuck, Liebermann) presenta a los genios artísticos que influyeron decisivamente en los albores del modernismo a principios del siglo. XX en Viena, Múnich y Berlín (a partir del 23/5).

Concepto gastronómico «trude & tochter»

Entre la parte antigua y la nueva se ha creado un espacio abierto que sirve a modo de terraza. Desde allí se puede disfrutar de unas vistas espectaculares de Karlsplatz y sus alrededores. Esta planta alberga además una cafetería, un centro de eventos y actividades educativas. Asimismo, se ha añadido un pabellón de cristal en la zona de entrada para dar la bienvenida a los visitantes como si de una mano tendida se tratara. En la zona de entrada se encuentra el restaurante del museo «trude», que está dedicado a la fotógrafa vienesa Trude Fleischmann (1895-1990) y sirve especialidades vienesas de inspiración moderna. El café-bar de la planta de la terraza y su balcón recibe el nombre de «& töchter». Las piezas de mayor tamaño del museo se exponen en la nueva gran sala: las figuras originales de la fuente Donnerbrunnen, una maqueta de cinco metros y medio de altura de la Catedral de San Esteban, la ballena del Prater «Poldi» y mucho más.

Karlsplatz, punto de encuentro

Si visita el nuevo Museo de Viena debería explorar también sus emocionantes alrededores: Karlsplatz y el inmediatamente adyacente Gußhausviertel. La Oficina de Turismo de Viena dedica el año 2024 a«Heartbeat Streets. Enamórate de los barrios de Viena». Así pues, los barrios de Viena ocupan un primer plano. Karlsplatz es la puerta de entrada al Gußhausviertel, un típico barrio del centro de la ciudad de la época guillermina. Se trata de una zona llena de vida las veinticuatro horas del día, en el que pasean tanto jóvenes como gente mayor. La constante oferta gastronómica y cultural, así como los numerosos eventos que se celebran aquí, gozan de gran popularidad: sobre todo el mercado navideño Art Advent, conocido por su extraordinaria artesanía y comida con certificación ecológica, así como el Popfest Wien, un festival pop. de varios días de duración, donde en julio de cada año músicos locales animan la plaza con entrada gratuita. El monumento emblemático de la plaza es la Iglesia de San Carlos, terminada en 1739. Con su enorme cúpula verde y su opulento interior, se considera el epítome de la arquitectura barroca y uno de los monumentos más bellos de Viena.

Justo detrás de la Iglesia de San Carlos se ubica un Grätzel maravilloso: el Gußhausviertel, en Wieden, el distrito 4 de Viena. Este distrito de la era guillermina está densamente poblado y se ubica en el centro de la ciudad, con una magnífica arquitectura y numerosos palacios antiguos, embajadas y representaciones extranjeras. Está situado entre algunos de los monumentos más importantes de la ciudad y enmarcado por Karlsplatz, Belvedere y la Hauptbahnhof. La arteria principal del barrio es la Argentinierstraße, que ofrece vistas a la Iglesia de Santa Isabel (Elisabethkirche). Esta calle forma parte de una de las rutas ciclistas más transitadas de Viena. Está previsto que se convierta en carril bicicleta de cara a otoño de 2024. Las bicicletas podrán circular por todo su ancho. Asimismo, la zona se ajardinará y se restringirá el tráfico.

Ruta gastronómica por el Gußhausviertel

En el cruce con la Gußhausstraße, donde se encuentra la antigua Gußhaus (la fundición de cañones imperial y real) que dio nombre a la calle, se alinean muchos de los puntos gastronómicos más destacados del barrio. Para disfrutar de una gastronomía vienesa excelente, recomendamos el Buchecker & Sohn, Wiener Wiazhaus y el restaurante Artner auf der Wieden, que acaba de reabrir. No obstante, el Gußhausviertel también esconde un lado cosmopolita. Los lugares de encuentro más populares son el restaurante bistronómico Z’Som, elGorilla Kitchen (, que se encuentra en el jardín del palacio del archiduque Carlos Luis.Carl Ludwig Cafe y el encantador Vino & Kunst, la vinoteca Casolaro Brosuna mezcla de cafetería, bar y restaurante), el bar de aperitivos

En este Grätzel, la cultura corre a cargo de la ORF RadioKulturhaus, que se encuentra en la Funkhaus Wien, un edificio protegido del periodo de entreguerras, así como del teatro Akzent, inaugurado a finales de los ochenta con un estilo. posmoderno arquitectónico. Por otro lado, el Anton-Benya-Park es un popular oasis verde que se ha modernizado y acondicionado hace poco. En dirección a la Hauptbahnhof, merece la pena visitar un café que es toda una institución en Viena: el Café Goldegg, ubicado en el barrio adyacente de Elisabethviertel. Aquí podrás disfrutar de cafés, platos y dulces exquisitos, todo ello rodeado de un maravilloso interior, con paredes paneladas, tapicería de felpa verde oscuro, lámparas de araña de latón y mucho más.

Artículos relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

logo-diario-mas-noticias
Recibe las  últimas noticias

Suscríbete a nuestra newsletter semanal