miércoles, julio 24, 2024

Educación sexual y emocional en los colegios

Texto: Miranda Miguelez

Desde marzo del año pasado, el Ministerio de Igualdad estableció un mandato constitucional, obligando a todos los colegios a impartir educación sexual obligatoria en las aulas. Con esta medida se busca educar a los alumnos desde jóvenes, con valores de igualdad e información acerca de salud y seguridad sexual en todas las etapas de la vida. Se trata de uno de los retos pendientes en el aspecto de “la igualdad”, se debe enseñar a los niños dese pequeños que la violencia de genero está mal y de que hay medidas que hay que tomar a la hora de tener relaciones. Según se denunció hace un año, las reformas educativas de 2002 y 2013, retiraron todas las asignaturas que abordaban estos asuntos, produciéndose así que hubiese una generación que creciese sin una suficiente educación sexual. Esto se vio reflejado en las cifras, ya que España pasó de detectar 3.315 casos de infecciones de transmisión sexual a un total de 12.359. Esto es sin duda algo extremadamente preocupante y a lo que hay que hacer frente sin dilación.

En cuanto a este tema, como alumna que cursó su etapa colegial desde el año 2003 hasta 2018 (desde infantil hasta bachillerato), confirmo que en este aspecto España tiene muchas cuestiones que mejorar. Durante toda mi experiencia en el colegio, jamás recibí ni un pequeño atisbo de charla o lección acerca de estos temas. En mi colegio, tuvimos varias charlas policiales a cerca del peligro de las drogas o el alcohol (cosa que también me parece extremadamente importante), infinidad de conferencias y excursiones dedicadas a ayudarnos a elegir nuestro camino tras terminar los estudios de Bachillerato (algo que también agradezco y a lo que tampoco resto importancia), pero absolutamente nada, y cuando digo nada es nada, acerca de educación sexual, igualdad o temas de gestión de emociones. Cuando atraviesas la pubertad, tu cuerpo pasa por muchos cambios, suelen ser años duros en los que no entiendes cosas, te sientes raro, el cuerpo de cada uno va a un ritmo diferente, se alborotan las hormonas… en definitiva son años difíciles donde se dejan atrás las pocas preocupaciones que se tienen de niño, y comienzan a aparecer los complejos, las inseguridades, los intereses sexuales… Creo que es extremadamente importante que, en esta etapa, los preadolescentes reciban grandes cantidades de charlas y conferencias en las que puedan aprender a gestionarse y a entenderse mejor.

La gestión de las emociones, el ir al psicólogo, el hablar de tus problemas.. es algo que antes, (ahora afortunadamente menos, porque se han hecho muchos avances), era muy difícil de escuchar. Yo recuerdo que, en mi época del colegio, nadie iba al psicólogo, y si alguien iba, lo guardaba como un secreto bajo llave porque sentía vergüenza de decirlo. Esto, hoy en día, sigue pasando y es muy necesario eliminar este tabú. Como he dicho antes, cuando empiezas a crecer, a iniciar tu camino hacia la vida adulta, te sientes una persona muy pequeñita, con muchas dudas y con muchas inseguridades. Se generan complejos que pueden ser muy pero que muy difíciles de gestionar y de aceptar sin ayuda. En muchas ocasiones, surgen problemas con otros compañeros que también es necesario afrontar con ayuda de padres, tutores o profesionales. Es muy importante que se dé una clara visibilidad y normalidad a este tipo de asuntos para que puedan solucionarse sin problema cuanto antes. Es por esto por lo que es extremadamente importante que, además de en nuestras casas, en los colegios tengamos talleres, charlas, conferencias y varias horas destinadas a educarnos en estos aspectos. Sin duda creo que es algo de vital importancia.

Afortunadamente, desde que yo acabé el colegio hasta ahora, que han pasado varios años, se ha avanzado mucho (aunque no lo suficiente) en estos aspectos. Mi hermana pequeña, que sigue estudiando en el mismo colegio al que yo fui, me cuenta que sí que reciben este tipo de talleres de vez en cuando, aunque a mi parecer deberían ser más. Como adolescente que he sido, sé que son años duros, en los que se pasa mal, se tienen muchas dudas e incertidumbre. A mí, en mi experiencia personal me hubiese gustado mucho asistir durante las horas lectivas, a charlas impartidas por profesionales enseñándome a gestionar mis emociones o mostrándome todas las opciones posibles que existen tanto para hombres como para mujeres a la hora de escoger métodos anticonceptivos y de prevención de ETS.

En cuanto al tema de la Igualdad de género, creo que es importantísimo que se haga mucho hincapié en este aspecto, sobre todo en el momento en el que los alumnos empiezan a interesarse por este tipo de temas de amoríos, de relaciones, etc. El enseñar la importancia del consentimiento mutuo, enseñar a relacionarse desde el respeto y los buenos tratos, enseñar a conocer nuestros propios cuerpos, las diferentes maneras de vivir y sentir la sexualidad… todas estas cosas son muy necesarias, y si se enseñan desde pequeños, pueden ahorrarnos muchos problemas en el futuro. No se trata de adoctrinamiento, se trata de un mandato constitucional.

Artículos relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

logo-diario-mas-noticias
Recibe las  últimas noticias

Suscríbete a nuestra newsletter semanal