miércoles, febrero 21, 2024

Pedro Mateos “El futuro es incierto, pero confío mucho en mi trabajo”

Texto: Miranda Miguélez Moran

Pedro Mateos es un artista de 22 años que decidió empezar a dedicarse de manera más profesional a sus obras durante el año 2022. Pedro siempre ha tenido un don para el arte, la imaginación y la innovación, cursando un año de la carrera de moda y un curso de estilismo mientras escribía frases, grababa canciones o pintaba cuadros. Pedro Mateos, más conocido como Pedra Mateos y su característico “arroba” con el que firma sus cuadros, (que simboliza la fusión entre la “a” y la “o” de su nombre), llega pisando fuerte al mundo del arte, habiendo vendido sus obras a grandes celebridades del panorama musical actual. Sin lugar a duda, su estilo urbano y colorido gusta mucho entre los jóvenes, y es muy común encontrar un “Pedra Mateos” en las casas de los jóvenes estudiantes y trabajadores de Madrid.

¿Cómo decidiste empezar en el mundo del arte?

Realmente toda mi vida he sabido que he querido dedicarme a algo artístico, pero nunca he sabido exactamente a qué, de hecho, hoy en día aún no sé a qué quiero enfocar mi carrera profesional. Empecé con esto de los cuadros en un momento de mi vida en el que estaba súper perdido y no sabía muy bien qué hacer. No estaba estudiando nada, ni sabía que quería estudiar, por lo que empecé a hacer cuadros para matar el tiempo libre. Junté mi trabajo en redes sociales, las cuales siempre he dedicado a mis frases, con la pintura, materializando muchas de mis ideas, encontrando así una forma de evadirme a través de la pintura. Fue una forma de materializar mis frases añadiendo color, que siempre me ha llamado la atención. Vi que al subirlo a redes, a la gente le gustó, así que continué.

¿En qué artistas/tipo de obras te inspiras a la hora de crear las tuyas?

Como artista que me inspira bastante, diría a Basquiat, siempre me ha llamado mucho la atención porque no es su técnica lo que destaca de él, si no como te transmite su mundo interior a través de sus garabatos. Otra clara referencia que se puede apreciar en mi obra son las pintadas de las calles, de los baños de los institutos o de las discotecas, los graffitis… en general, mensajes de amor o de desamor juvenil y la forma urbana de expresarlos.

¿Cómo definirías tu estilo?

Mi idea es llevar el Street-art a la casa de mis compradores, pero mi propio Street-art. Es verdad que ahora mismo tengo en mente empezar otros proyectos diferentes que no son necesariamente románticos, pero hasta ahora, mi obra sí que se ha centrado en un mundo romántico, juvenil y callejero. De todas formas, creo que aún soy muy joven y estoy descubriéndome como artista, considero que mi estilo hasta ahora ha sido ese, pero no sé durante cuánto tiempo seguirá siendo así.

¿Cuál es tu obra favorita de todas las que has hecho y por qué?

No sé si tengo una obra favorita, pero si tuviese que elegir alguna no elegiría un cuadro. Además de los cuadros, he hecho obras en otros objetos, como un maniquí lleno de pintadas y colores, un espejo roto lleno de frases, o una antena parabólica que encontré en la calle y que llené de color. Creo que son las obras que más me gustan porque las veo diferentes y especiales. No obstante, si tuviese que escoger un cuadro, elegiría uno lleno de pintadas, garabatos, mensajes, diferentes tipografías y mucho color, en definitiva, un cuadro por así decirlo, muy lioso y desordenado.

¿Te ves trabajando exclusivamente en el arte en un futuro?

En la obra en la que estoy trabajando ahora, que son básicamente mis cuadros, no lo tengo muy claro. Me encantaría, pero es un mundo muy complicado, y además soy una persona que se aburre mucho de lo que hace. Siempre estoy tratando de buscar algo nuevo, nuevas ideas, nuevas obras. Te puedo asegurar que en el mundo del arte en general, sí que me veo trabajando en un futuro al 100%, lo que no sé es si será con la obra que estoy desarrollando ahora. El futuro es incierto, pero confío mucho en mi trabajo.

¿Qué opinas del mundo del arte?

Pienso que es un mundo bastante sacrificado si te quieres dedicar a él durante toda tu vida y bastante complicado. Es muy difícil hacerte un hueco, ser reconocido y llegar a las personas, para todo el trabajo que hay detrás de cada obra. No es nada fácil, sobre todo cuando eres un artista emergente. Al final, es como todo, creo que todos los caminos requieren un esfuerzo constante.

Artículos relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

logo-diario-mas-noticias
Recibe las  últimas noticias

Suscríbete a nuestra newsletter semanal